Skip to main content
Detalle de la Buena Práctica

Programa de Honor Liderazgo y Competitividad


Palabras clave: Liderazgo, Empoderamiento juvenil, globalización

Resumen de la Práctica

La idea del Programa de Honor Liderazgo y Competitividad es una de las más extraordinarias en la Universidad de Oriente. Entre los resultados obtenidos después de más de 7 años de su inicio, están: el prestigio y la distinción por su excelencia académica y liderazgo comprometido con la comunidad. Los participantes a formar parte de este Programa son seleccionados entre muchos estudiantes de pre-grado de todas las carreras de la Universidad. Una vez la convocatoria interna abre, todos los estudiantes pueden aplicar y someterse a un proceso de selección.

 El objetivo es formar líderes con habilidades para trabajar productivamente en inter-dependencia de la comunidad local y global, que desarrollen el perfil idóneo para ser candidatos a becas internacionales y tomen iniciativas de compromiso ciudadano (voluntariado) para mejorar las condiciones de la comunidad local. El protagonismo que hasta la fecha se ha tenido en la comunidad universitaria es sorprendente. Los grupos multidisciplinarios de estudiantes han creado iniciativas sorprendentes que presentan soluciones a problemas en la comunidad local y global. Esto ha evidenciado su compromiso cívico, del cual es testigo toda la comunidad universitaria UNIVO.

En cuanto al proceso de evaluación que se emplea, es algo que se hace de forma anual. Al finalizar cada año, se realiza un ciclo de evaluación que considera aspectos relacionados a la efectividad del Programa y a la descripción de aprendizaje del participante. Los resultados son analizados por los coordinadores y se consideran posibilidades de hacer cambios favorables, de ser conveniente. Al inicio del 2016, por ejemplo, se hizo una reestructuración de las áreas de formación. A la fecha, Liderazgo y Competitividad se ha convertido en uno de los Programas insignias en la comunidad universitaria que poco a poco ha ido ganando una posición privilegiada como resultado del excelente desempeño de los participantes. Los líderes de este Programa inspiran a otros con sus acciones y trabajan juntos para hacer más por El Salvador.

1. Planificación de la Práctica

El Programa de Honor Liderazgo y Competitividad surge de una iniciativa apoyada por Rectoría en el 2013, después de analizar casos de estudiantes exitosos en la institución y la manera de poder ayudarlos a potenciar sus perfiles de manera integral y de poder apoyarlos en la búsqueda de oportunidades a nivel nacional e Internacional. A mediados del 2013 una comisión implementadora del Programa trabajo en la creación de este, y a finales del mismo año, se presentó la propuesta ante las instancias universitarias correspondiente y bajo Acuerdo de Consejo y Junta Directiva el Programa de Honor, Liderazgo y Competitividad cobra existencia legal y vigente,  reuniendo a los jóvenes más talentosos de todas las Facultades con el objetivo de crear una miríada de líderes direccionados a tener una participación positiva y destacada en la sociedad. Este objetivo responde a la misión de la Universidad, la cual hace referencia a formar profesionales comprometidos con el bien común de la región. En esta línea, la planificación de la estructura del Programa de Honor obedece a componentes básicos de una perspectiva co-curricular en la que se destacan el desarrollo de habilidades personales para beneficio de los demás, bilingüismo, competencia global y voluntariado.

Misión

 Formar líderes comprometidos cívicamente y adaptados a contextos competitivos local y globalmente.

Visión

 Ser un Programa reconocido en la nación por educar líderes que tienen una influencia relevante a través de la excelencia académica - profesional y el compromiso cívico – social en el país y el mundo.

Objetivos:

     - Formar líderes con habilidades de trabajar productivamente en inter-dependencia de la comunidad local y global.

     - Desarrollar en los estudiantes el perfil idóneo para ser candidatos a becas internacionales.

     - Promover iniciativas de compromiso cívico (voluntariado) para mejorar las condiciones de la comunidad local.

     - Posicionar el Programa como uno de los más distinguidos internamente y nacionalmente.

     - Establecer consorcios con instituciones que apoyen el desarrollo del Programa.

Al mantener presente los objetivos del Programa y direccionarlo a la excelencia, se realizó una modificación en el año 2016. Los resultados de las evaluaciones indicaron que era necesario modificar dos módulos, cambiar algunos de los requisitos del aspirante y agregar un eje transversal a lo largo de los dos años que dura el Programa. Adaptaciones como estas, necesarias y pertinentes, han permitido que los objetivos se vayan logrando moderadamente. Esta práctica apunta a la excelencia y el compromiso ciudadano de profesionales jóvenes en formación, es una iniciativa que nació para quedarse y para continuar haciendo la diferencia en Latinoamérica.

2. Desarrollo y ejecución de la Práctica

Implementar el Programa de Honor, Liderazgo y Competitividad requiere una serie de etapas previo a su desarrollo. La primera de las Etapas, es la de análisis y planeación tanto de la necesidad que requiere atención, como de la población objeto, a la vez dentro de esta etapa se realizan las acciones necesarias de fundamento legal o normativo de la buena práctica ante la institución implementadora; una vez definido y aprobado el proyecto ante las instancias correspondientes, surge la etapa de implementación y perfeccionamiento, para esta etapa es necesario tener identificadas las personas involucradas en el proyecto (departamentos, facultades, unidades, etc.) asimismo según las necesidades que surgen se van perfeccionamientos procesos de reclutamiento, metodologías de enseñanza, logística de realización de actividades comunitarias, cantidades de participantes por grupos, etc.; producto de la mejora continua de ajustes a satisfacer las necesidades del Programa, se produce la etapa de ejecución y crecimiento, donde la práctica comienza a tener reconocimiento entre la comunidad donde se implementa, generando interés en querer recibir la formación en el Programa. Ver anexo 1.

3. Resultados de la Práctica

Los participantes y voluntarios se vuelven más competitivos en la institución; el pertenecer a un programa de honor se les da la responsabilidad frente a sus compañeros de continuar siendo mejores, pero no exclusivamente académicamente sino como líderes de la comunidad UNIVO, en San Miguel y el mundo entero. Además, los hace competitivos globalmente, muchos han tenido logros académicos en diferentes países del mundo. A continuación, algunos de ellos descritos cualitativamente:

Proyectos realizados en la comunidad

Uno de los ejes fundamentales de la Practica, es el involucramiento de los participantes en actividades de ayuda comunitaria, siendo participes de diversas actividades comunitarias propias del Programa, asimismo, ha surgido la iniciativa propia de los participantes, el involucramiento como miembros de diversas asociaciones de servicio comunitario de impacto local, regional, nacional e internacional. Por lo que en el anexo 2 se presenta la descripción de los proyectos realizados en la comunidad.

Participación internacional

Al mejorar sus habilidades de liderazgo, el Programa ha empoderado a sus participantes quienes de parte de la institución reciben periódicamente las convocatorias de los diversos programas académicos y de pasantías, bajo programas de movilidad o becas internacionales, teniendo una considerable participación y aceptación en diversos programas de becas alrededor del mundo. Ver anexo 3.

Participación en campus

     - Tres participantes graduados del programa han sido contratados como administrativos de la Universidad de Oriente.

     - Un participante del Programa, integra el equipo de ajedrecistas de la Universidad, participando en diversos torneos a nivel regional y nacional 2019-2021.

     - Participante destacado crea la asociación estudiantil Club de Leones UNIVO que vela por el bienestar de los jóvenes que son de escasos recursos económicos. Él es nombrado como presidente de esta importante asociación en el 2016, en la actualidad la mayoría de los participantes del Programa de Honor, son miembros del prestigioso Club de Servicio comunitario.

     - Realización de campañas de recaudación de fondos para programas pro-becas.

     - Participación en montaje de primera Feria Internacional dirigida a todo el oriente del país.

     - Una de las ex – alumnas se gradúa con honores en la promoción 2016 de la Universidad.

     - Estudiantes realizan pasantías en la Oficina de Relaciones Internacionales de la institución.

Es relevante destacar que la integración multidisciplinaria que se ha logrado es única. Los estudiantes trabajan con equipos en los que las habilidades a su disposición se complementan y hacen del trabajo que emprendan uno muy multifacético. Sin embargo, algunos de las dificultades que se ha enfrentado es la deserción de las dos primeras generaciones.

 

Tasa de deserción del Programa de Honor, Liderazgo y Competitividad

Generación

Periodo de ejecución

Porcentaje de deserción

Primera Generación

2014-2015

40%

Segunda Generación

2015-2016

30%

Tercera Generación

2016-2017

20%

Cuarta Generación

2017-2018

18.5%

Quinta Generación

2018-2019

16%

Sexta Generación

2019-2020

14.4%

Séptima Generación

2020-2021

22%

 

Debido a que el Programa requiere una inversión de un promedio de 8 horas semanales por semestre, los estudiantes deben hacer un esfuerzo adicional al de su carga académica. Después de observar este repetido fenómeno, se llegó a la conclusión que la deserción se daba porque los participantes eran de cuarto y quinto año y su nivel de compromiso era más demandante en esta etapa de la carrera. La decisión fue incluir estudiantes de tercer año; y para la convocatoria más reciente se cambió el requisito a estudiantes de segundo año. Con estos ajustes, se ha logrado una mayor consistencia.

4. Evaluación y Revisión de la Práctica

Marco Evaluativo

La evaluación se considera desde dos ángulos. Uno es la evaluación que es parte de los módulos que los estudiantes cursan. Hay dos evaluaciones que realiza el instructor y reporta notas de sus estudiantes basadas en asignaciones. El otro ángulo es la evaluación desde una perspectiva general orientada a la apreciación el aprendizaje co-curricular de los participantes y la efectividad del desarrollo del Programa. La metodología incluye ambos componentes; específicamente, se usa un método indirecto de evaluación el cual es una forma de medir el aprendizaje sin considerar notas basadas en asignaciones (Elbeck y Bacon, 2015). El punto principal en esta etapa es que ellos describan el aprendizaje no que lo prueben a través de una nota. Para ello, se solicita a estudiantes hacer una auto evaluación, como parte de su meta-cognición, y una evaluación retrospectiva, como una forma de tratar su pre y post reflexión, para analizar su aprendizaje (Flavel, 1976 y Prat, Mcuigan & Katzev, 2001). Esta combinación da la oportunidad a que los participantes evalúen ellos mismos lo que saben en el momento a través de una reflexión de flashback (pasado-presente).

La forma de llevar a cabo la evaluación es a través una encuesta y discusión de grupos focales. Se toma la población total para obtener información cuantitativa y cualitativa. El análisis de los resultados se hace a través de la comparación y contraste obtenido de ambos instrumentos de evaluación, encuestas y guías Los resultados finales llevan a una reflexión inmediata de parte de los coordinadores sobre el progreso del Programa, a hacer inferencias en relación a los objetivos y a tomar decisiones para la siguiente convocatoria.

En cada generación del Programa, se construyen capacidades a la vez que se realizan las evaluaciones, con el propósito de mejorar los procesos y la ejecución del programa, definitivamente, lo que actualmente es el Programa de Honor, es mejor de lo que se fue en sus inicios, y seguirá mejorando mediante la consulta a los involucrados en el proceso (voluntarios, instructores, directores y estudiantes). El mayor riesgo que presenta esta práctica, es la deserción de la población estudiantil, razón por la cual, se da la búsqueda de jóvenes de que además del esmero de ser parte del programa, tengan la disponibilidad de tiempo suficiente, teniendo prioridad a los estudiantes de entre el segundo y tercer año de la carrera debido a la menor carga académica (las licenciaturas e ingenierías tienen una duración de 5 años), asimismo se determina que no tengan compromisos laborales para estar plenamente en el programa.

5. Carácter Innovador de la Práctica

Hay muchos programas exitosos para jóvenes entre las edades de 13 a 16 años en el país. Muchos jóvenes son beneficiados con una formación en áreas como inglés, matemáticas, informática, valores, entre otros. Sin embargo, hay muy pocos programas co-curriculares que estén dirigidos en su totalidad a estudiantes universitarios. Liderazgo y Competitividad es una idea no solo innovadora en materia de inventoría sino más allá de eso, es una alternativa necesaria para los jóvenes universitarios de un país con tantas dificultades. Este Programa representa para algunos participantes una continuidad pues han estado en programas similares durante su bachillerato, para otros un reconocimiento porque han sido galardonados con becas por su excelencia académica, deportista o artística y para otros el primer estimulo en su carrera académica.

Su innovación también radica en la reciente multiculturalidad de los participantes. UNIVO recientemente ha implementado una estrategia de internacionalización, y uno de los aspectos claves es trabajar con los estudiantes internaciones en campus. Esta estrategia ha sido vinculada con este fabuloso Programa. Desde allí, se dice que el impacto de la formación y participación ciudadana de los participantes no solo alcanza a salvadoreños sino a estudiantes extranjeros. La consciencia y competencias globales a desarrollar dentro de Liderazgo y Competitividad no solo contempla ir más allá de las fronteras territoriales sino también abrir nuestras propias fronteras territoriales para recibir al mundo en las aulas universitarias y con su ayuda y compromiso trabajar no solo por un mejor El Salvador, sino por una mejor Latinoamérica.

Este programa definitivamente es replicable en cualquier escala y a cualquier nivel. De hecho, los resultados en ocho años han sido tan exitosos que lo ideal sería que todas las instituciones de educación superior tuvieran un programa como este. Las sugerencias para implementarlo se resumen en a) considerar la necesidad del entorno de los estudiantes, b) enlazar la misión institucional y c) estar consciente de una inversión económica. En conclusión, la creación de Programas de Honores es altamente recomendada.

6. Divulgación de la Práctica

Utilizamos diversos medios institucionales para dar a conocer a la comunidad universitaria el quehacer del Programa de Honor, Liderazgo Institucional, entre ellos redes sociales, sitio web, blog, boletín digital, pizarras informativas, eventos de socialización, entre otras, el Programa de Honor, Liderazgo y Competitividades una práctica con características  de ser altamente adaptable a cualquier entorno educativo, pudiendo tener algunas características propias dependiendo las necesidades de cada universidad o comunidad.

7. Fuentes Complementarias

     - Enlace a página UNIVO univo.edu.sv

En la página web oficial está el enlace directo al blog del Programa de Honor Liderazgo y Competitividad.

     - Enlace a Blog http://liderazgo.univo.edu.sv/

El blog muestra información del Programa de una forma detallada.

8. Archivos Adjuntos

Esta Buena Práctica no posee archivos adjuntos.

Datos de Contacto
  María Luisa Sevillano Machado
msevillano@univo.edu.sv
(503) 2668-3755
http://http://liderazgo.univo.edu.sv/
Universidad de Oriente, UNIVO

Regresar al Buscador de Buenas Prácticas